• No hay categorías

Posts Tagged ‘Documentación’

Alcohol

El alcohol está muy integrado en muchas personas. Esta droga se encuentra en el centro cientos de actos sociales. Pasa desapercibido en bodas, celebraciones, fiestas o en comidas y reuniones.
Pero su ingesta no es inocua. Del uso al abuso, del estado de euforia y falso control inicial al síndrome de intoxicación etílica, hay una pequeña línea que pocos saben controlar y muchos atraviesan.
El alcoholismo se encuentra cada vez más presente en jóvenes y adolescentes. La edad de inicio en el alcohol baja alarmantemente, y cada vez más.
La realidad es que el consumo de alcohol acaba pasando factura. A corto, medio y largo plazo, acaba deteriorando la vida de quien lo consume y de la gente que se encuentre a su alrededor. Maltratos, bandalismo, agresiones, accidentes, atropellos, lesiones y enfermedades… encuentran en el alcohol un punto en común habitual.

¿Qué es el alcoholismo?
Definición de alcoholismo

En la definición de alcoholismo empiezan las discrepancias sobre esta enfermedad crónica: ¿es alcohólico el que bebe sólo los fines de semana?, ¿es alcohólico quien bebe un vino en la comida?. ¿Cuál es el mínimo en la ingesta de alcohol para considerarse alcohólico?. Quizá mucha gente se sorprendería si tuviera claro en lo que consiste esta droga. [accede…].

Efectos y consecuencias del alcohol

El alcohol no es un vicio inócuo. Trae consecuencias a corto, medio y largo plazo. Afecta a tu conducta, a tu organismo y a tus relaciones personales. [accede…].

Mitos y mentiras sobre el alcohol

En ocasiones, una drogadicción lleva a justificar el problema con excusas y mentiras que sólo conseguirán desviar la verdad. Se trata de argumentos falsos, excusas que intentan respaldar una conducta que sólo conduce al la ruina en todos los aspectos. [accede…].

Alcohol y bebidas energéticas

Empieza a ser habitual encontrar en el mercado bebidas de las denominadas “energéticas”. Así mismo, las discotecas y sitios de marcha se han visto en la necesidad de ofrecerlas también para acompañar y combinar con bebidas alcohólicas de alta graduación. La aceptación de estos combinados de muy baja calidad ha sido muy grande. Pero esta mezcla esconde un gran riesgo que te invitamos a conocer. [accede…].

Documentación

Guía sobre alcoholismo:

Documentación - Guía

Documentación – Guía “Siempre eliges tú” de la Sociedad Científica Socidrogalcohol

4 comments - What do you think?  Posted by Staff - 8 Septiembre 2014 at 9:39

Categories:   Tags: , , ,

Otras drogas

El tabaco es una droga, no lo dudes. Cumple todos los requisitos de su definición: provoca adicción física, psicológica y tolerancia, y su retirada causa síndrome de abstinencia. Pero el tabaco no es la única sustancia con la que hay que mantener una actitud de absoluto rechazo; esta definición es el punto en común para cada una de las áreas de esta sección. Todas las sustancias que aquí te desarrollaremos cumplen otra máxima: los efectos de su consumo en el cuerpo humano son devastadores. Así pues, te invitamos a “navegar” por este monográfico sobre los efectos, mitos y mentiras, riesgos y dependencias de muy diversas sustancias que pueden convertir tu vida en un absoluto infierno:

El diccionario de las drogas
El ABC de las drogas

En este área pondremos a tu disposición un glosario de definiciones que resumirán los puntos más importantes que se desarrollarán en esta sección, se trata de un documento que resumirá los aspectos más importantes de estas sustancias. [accede…]

Alcohol

Se trata de otra de las drogas más tolerada por la sociedad, pero puede llegar a ser tan devastadora como las peores: Está intimamente ligada a accidentes de tráfico, violencia doméstica, violencia callejera, problemas de salud… El alcohol puede hundirte. [accede…]

Cannabis y derivados.
Marihuana

La gente relaja su opinión sobre todos los derivados del cannabis porque quizá no conoce los efectos que causa sobre el organismo. Utilizar como excusa sus usos médicos no justifica el consumo lúdico y descontrolado. Súmale las consecuencias del tabaco a los efectos adversos del cannabis en tu organismo. [accede…].

Cocaína

El consumo de esta droga ha aumentado de manera alarmante. La cocaína es muy adictiva y apostamos a que sus efectos estimulantes temporales no valen lo suficiente como para acabar echando a perder tu vida. [accede…].

Heroína

Los consumidores de esta droga describen la heroína como una “Muerte en vida”. Su consumo alcanzó su auge en los años ochenta, pero esta basura inyectable se llevó tantas vidas que hoy en día su consumo no deja de descender. [accede…]

Drogas de síntesis y resto de drogas
Metanfetaminas, éxtasis, éxtasis líquido, pcp, ketamina, …

Existen muchas otras drogas que intentan dar respuesta química ante sentimientos y estados humanos, pero el precio es demasiado elevado. ¿Pagarías con tu vida?. [accede…].

Directorio web de sitios contra las drogas

Existen en Internet otros sitios en castellano que podrán ayudarte a conocer más los efectos y riesgos de todas estas drogas. Mientras más las conozcas, más claro tendrás que no cuestan lo que valen. Si necesitas ayuda, déjate ayudar. [accede…].

Documentación

Guías explicativas sobre drogas:

Documentación - Guía

Documentación – Guía “+ info, – riesgos” del Ministerio de Sanidad y Consumo de España

Documentación - Guía Plan Nacional sobre Drogas 2007 -  Ministerio de Sanidad y Consumo de España

Documentación – Guía Plan Nacional sobre Drogas 2007 – Ministerio de Sanidad y Consumo de España

2 comments - What do you think?  Posted by Staff - at 9:24

Categories:   Tags: , , , , , , , ,

Métodos de consumo

Diferentes formas para el mismo riesgo. Otros métodos de consumo de tabaco

En contra de las opiniones que las tabacaleras difunden e intentan inculcar, fumar un cigarro tiene similares consecuencias que mascar tabaco o fumar tabaco en pipa y pipas de agua.
NO existe consumo seguro ni inocuo de tabaco. Por la naturaleza de la materia prima de esta droga (planta de tabaco), cualquier tipo de consumo tendrá repercusiones en la salud y la calidad de vida de la persona que lo consume y de las que se encuentren a su alrededor.
Por ello, desde esta Web procuraremos desarrollar toda la información posible acerca de los efectos que pueden ocasionar las diferentes formas de consumo del tabaco y sus derivados.

Tabaco de liar

El tabaco de liar se ha convertido en un método de consumo muy generalizado. Esto se debe al aumento del precio de los cigarrillos comunes y a una falsa creencia: que el tabaco de liar es más sano porque es más natural. Puedes comprobar que no hay nada más lejos de la realidad. [accede…]

Fumar en pipa

Las pipas suelen ser la excusa preferida de las tabacaleras como sustitutivo a los cigarros y puros. En contra de lo que muchas alegan, fumar en pipa tiene consecuencias nefastas para la salud. Entra en la siguiente página y descubre los resultados sobre diferentes estudios realizados al respecto. [accede…]

Pipas de agua

(Narguile, Narguilé, Narghile, Hookah, Shisha, Kalyan, Waterpipe, Water pipe, Chicha, Pipe à eau, Cachimba)

Un estudio publicado por la Academia Americana de Pediatría alerta sobre el riesgo de fumar en pipa de agua. Las consecuencias, según el informe, son similares a las del consumo de cigarrillos además de un riesgo añadido de infección. Conoce más acerca de las consecuencias que produce este hábito. [accede…]

Documentación

Documento íntegro de la OMS

Guía de la Organización Mundial de la Salud (2006) - Tabaco, mortífero en todas sus formas

Guía de la Organización Mundial de la Salud (2006) - Tabaco, mortífero en todas sus formas

6 comments - What do you think?  Posted by Staff - 18 Septiembre 2013 at 5:00

Categories:   Tags: , , , ,

Dejar de fumar

¿Conoces ya a tu enemigo?. ¿Ya has consultado los efectos y consecuencias de fumar?. Pues si comprendes que lo mejor para ti es dejar de fumar, estás en la sección adecuada.
Tienes que comprender que si quieres dejar de fumar, tu fuerza de voluntad es tu mejor arma. Por ello tener una decisión muy bien formada te ayudará en los momentos “de flaqueza”. Si ya tienes claro que el tabaco va acabando contigo lenta y dolorosamente, empieza ya a trabajar para poner fin a esta adicción.
En esta sección disponemos de un área en la que nos proponemos ayudarte a afianzar tu decisión de dejar el tabaco. En ¡¡¡No pongas excusas!!! encontrarás un argumentario con la respuesta a las excusas más comunes que un fumador se pone para aplazar su necesidad de dejar de fumar.
Tienes que tener claro que antes o después deberás dejar de fumar. Sabes que mientras más tiempo fumes, más grande es tu adicción al tabaco y más te costará abandonarlo. Por ello, te invitamos a ponértelo un poquito más fácil dejándolo cuando aún estás a tiempo.
Dejar de fumar es la parte complicada, la buena noticia es que desde el primer minuto en el que decidas dejar de fumar, tu cuerpo te lo irá agradeciendo devolviéndote paulatinamente aquello que el tabaco te arrebató. Recuperarás tus sentidos, tu capacidad pulmonar, mejorará tu sistema respiratorio y circulatorio… en nuestro área de consejos para dejar de fumar también podrás descubrir cómo va mejorando tu salud a medida que pasan los días sin estar atado a esta droga.

¡¡¡No pongas excusas!!!

¿Qué es lo que te impide dejar de fumar? Aquí se responden a algunos de los argumentos de fumadores para continuar con su adicción. ¿De verdad hay algo más importante que tu salud y la de los tuyos? [accede…].

Consejos para dejar de fumar

Aunque sólo tú podrás descubrir aquellas cosas que te hacen más fuerte en los momentos más duros, quizá alguno de estos consejos te pueda resultar de utilidad. Ojalá existiera un método definitivo, rápido y fácil para dejar de fumar. No existe tal, así que, mientras llega, tendrás que trabajar día a día. Serás tú quien venza esta adicción. Hasta donde nosotros podemos llegar, te aportamos una serie de consejos y un plan de trabajo para que te sea más fácil conseguir dejar los dichosos cigarrillos. [accede…].

Frente a la recaída

Quítate de la cabeza que la recaída es una derrota. ¡Nada más lejos de la realidad!. Una recaída te enseñará cuáles son tus puntos fuertes y cuáles deberás trabajar más. Vuelve a intentarlo. Cada intento hará más fácil tu triunfo [accede…].

Documentación

Documentación - Guía para dejar de fumar de la Asociación Española Contra el Cáncer

Documentación – Guía para dejar de fumar de la Asociación Española Contra el Cáncer

Documentación - Guía para dejar de fumar del Ministerio de Sanidad y Consumo de España

Documentación – Guía para dejar de fumar del Ministerio de Sanidad y Consumo de España

Usted puede dejar de fumar – Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo

Usted puede dejar de fumar – Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo

Guía para dejar de fumar (reeditada) de la Asociación Española Contra el Cáncer

Descargar libro – Guía para dejar de fumar (reeditada) de la Asociación Española Contra el Cáncer

Documentación - 50 Mitos del tabaco (Rodrigo Córdoba y Encarna Samitier) - Editado por el Gobierno de Aragón

Documentación – 50 Mitos del tabaco (Rodrigo Córdoba y Encarna Samitier) – Editado por el Gobierno de Aragón

Las 20 preguntas más frecuentes de los fumadores – Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria

Descargar libro – Las 20 preguntas más frecuentes de los fumadores – Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria

16 comments - What do you think?  Posted by Staff - 30 Agosto 2013 at 8:19

Categories:   Tags: , , , ,

Ley 28/2005 de medidas sanitarias frente al tabaquismo en España

ATENCIÓN: Este artículo hace referencia a la LEY 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco, puesta en marcha en el año 2006. En 2011 entró en vigor una modificación de esta ley. Puedes consultar toda la información sobre la ley que actualmente se encuentra vigente en el siguiente link.

Texto íntegro - LEY 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco.

Texto íntegro – LEY 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco.

Desde el pasado 1 de enero de 2006, en España se regularon todos los ámbitos de consumo, venta y publicidad relacionada con todos los productos del tabaco. Como todas las leyes, ésta siempre podrá ser mejorable y habrá beneficiados y afectados a la hora de su cumplimiento. Sin entrar en valoraciones (para eso os invitamos a participar en el foro de esta Web), ponemos a vuestra disposición el texto íntegro de la ley  y un resumen con los puntos más importantes.

La ley “antitabaco” y la hostelería

  1. Los propietarios de bares, restaurantes y otros locales de ocio deberán elegir si en sus establecimientos se puede fumar o no.
  2. Los locales de menos de 100 m2 deberán indicar la opción elegida en los accesos al establecimiento y en toda su publicidad. La entrada de menores a estos locales está permitida en las mismas condiciones que hasta ahora.
  3. Los locales con una superficie destinada al público de 100 m2 o más deberán indicar también la opción elegida. En caso de optar por permitir fumar, se deberá habilitar una zona de fumadores debidamente señalizada y separada que no podrá superar el 30% de la superficie útil del local ni los 300 m2. No se permitirá la entrada de menores de 16 años en las zonas de fumadores.
  4. Además, a partir del 1 de septiembre de 2006, las zonas de fumadores deberán estar completamente compartimentadas y contar con un sistema de ventilación independiente.
  5. En los bares y restaurantes situados en el interior de centros comerciales no se podrá fumar, salvo en aquellos locales que, estando separados del resto del centro comercial habiliten zonas para fumadores en las mismas condiciones que el resto de establecimientos de hostelería.
  6. Se prohíbe vender o entregar tabaco a menores de 18 años.
  7. La venta y suministro de tabaco sólo podrá efectuarse en estancos y en máquinas expendedoras ubicadas en establecimientos donde esté permitido fumar.
  8. En los restaurantes en los que se hayan habilitado zonas de fumadores se permitirá la venta manual y por unidades de cigarros o cigarritos de capa natural.
  9. Las máquinas expendedoras de tabaco deberán situarse en zonas del interior del local donde puedan ser controladas por los responsables del establecimiento y contarán, a partir del 1 de enero de 2007, con dispositivos que impidan el acceso directo de los menores a las mismas. En ningún caso podrán exhibir publicidad de tabaco.
  10. El propietario del local debe velar por el cumplimiento de estas normas. Ante cualquier duda, y en beneficio de la salud pública, prevalecerá el derecho de los no fumadores a respirar un aire limpio. Teléfono de consulta: +34 901 445 445. Página web: www.msc.es.

Querido empresario hostelero, porque tú siempre ofreces lo mejor a tus clientes, reflexiona y pon en tu puerta el cartel que señaliza la prohibición de fumar en tu local.

Visita la página con el juego de carteles que te ofrecemos. [accede…]

Información obtenida de:

Ministerio de Sanidad y Consumo

Resumen de la Ley

    1. Objetivos de la Ley

Los objetivos de esta Ley son evitar el inicio del hábito de consumo de tabaco, particularmente entre los jóvenes, garantizar el derecho de los no fumadores a respirar aire no contaminado por el humo del tabaco y hacer más fácil el abandono de este hábito a las personas que lo deseen.

  1. Medidas
      1. Opción (DA Segunda)

    Los titulares de los establecimientos de hostelería y restauración, con una superficie destinada a clientes y/o visitantes inferior a 100 m2, en los que no exista prohibición legal de fumar, deberán informar acerca de su decisión de permitir fumar o no en su interior (ver la Orden de 29 de diciembre de 2005 de la Consejería de Sanidad sobre carteles informativos, publicad en el DOE del 31). Esta información deberán incorporarla también a sus anuncios publicitarios, propaganda y demás medios en que se anuncien.

      1. Restricciones a la venta y consumo del tabaco
        1. Locales de negocios: Prohibiciones y obligacionesLa ley prohíbe:
          • La venta y suministro al por menor de tabaco excepto en la red de expendedurías de tabaco y timbre o a través de máquinas expendedoras autorizadas.
          • Vender o entregar tabaco, o productos que imiten al tabaco o induzcan a fumar, a personas menores de 18 años. También prohíbe la venta de tabaco por personas menores de 18 años.
          • La comercialización, venta y suministro de cigarrillos y cigarritos no provistos de capa natural en unidades sueltas o empaquetamientos de menos de 20 unidades. La entrega, suministro o distribución de muestras de cualquier producto de tabaco, sean o no gratuitas, y la venta de productos de tabaco con descuento al fabricante, productor, distribuidor, importador o vendedor.
          • La venta al por menor de productos de tabaco de forma indirecta o no personal, mediante la venta a distancia o procedimientos similares.
          • La venta en cualquier otro lugar, centro o establecimiento y espacios al aire libre donde esté prohibido fumar.
          • La venta de tabaco en centros y dependencias públicas, centros sanitarios, de servicios sociales, centros docentes, culturales o deportivos, y de atención y ocio de los menores de edad.

          La ley obliga

          • A los titulares de los establecimientos en los que esté autorizada la venta de tabaco a instalar carteles, en castellano y en las correspondientes lenguas cooficiales, en los que se informe sobre la prohibición de venta de tabaco a menores de 18 años y sobre los perjuicios que supone para la salud este hábito (ver Orden de 29 de diciembre de 2005 de la Consejería de Sanidad y Consumo, publicada en el DOE del 31).
        2. Máquinas expendedoras de labores de tabaco:La ley impone:
          • La incorporación a las máquinas de mecanismos adecuados para impedir el acceso a los menores de edad.
          • La inserción en su superficie frontal de una advertencia sanitaria clara y visible sobre los perjuicios para la salud derivados del consumo de tabaco, especialmente para los menores, tanto en castellano como en las lenguas cooficiales de las Comunidades Autónomas.
          • La ubicación exclusiva en el interior de quioscos de prensa situados en la vía pública o en el interior de locales, centros o establecimientos en los que no esté prohibido fumar, así como en aquéllos a los que se refieren las letras b), c) y d) del artículo 8.1 en una localización que permita la vigilancia directa y permanente de su uso por parte del titular del local o de sus trabajadores.
          • La inscripción de las máquinas expendedoras de labores de tabaco en un registro especial gestionado por el Comisionado para el Mercado de Tabacos.

          La ley prohíbe:

          • El uso de las mismas a los menores de 18 años.
          • El suministro en las mismas de otros productos distintos del tabaco.
          • Su ubicación en las áreas anexas o de acceso previo a los locales, como son las zonas de cortavientos, porches, pórticos, pasillos de centros comerciales, vestíbulos, distribuidores, escaleras, soportales o lugares similares que puedan ser parte de un inmueble pero no constituyen propiamente el interior de este.
      2. Prohibiciones de venta y suministro en determinados lugaresLa ley prohíbe la venta y suministro de productos del tabaco Art.5) en:
        • Centros y dependencias de las Administraciones públicas y Entidades de Derecho público.
        • Centros sanitarios o de servicios sociales y sus dependencias.
        • Centros docentes, independientemente de la edad del alumnado y del tipo de enseñanza.
        • Centros culturales.
        • Centros e instalaciones deportivas.
        • Centro de atención y de ocio y esparcimiento de los menores de edad.
        • En cualquier otro lugar, centro o establecimiento donde esté prohibido su consumo, así como en los espacios al aire libre señalados en el artículo 7.
        • En los lugares donde se permita habilitar zonas para fumadores no se podrá vender tabaco, salvo en aquéllos a que se refieren las letras b), c) y d) del artículo 8.1 en los que se podrá vender a través de máquinas expendedoras.
      3. Prohibiciones al consumo de tabacoLa ley prohíbe fumar sin excepciones (Art.7) en:
        • Centros y dependencias de las Administraciones públicas y Entidades de Derecho público.
        • Centros, servicios y establecimientos sanitarios.
        • Centros docentes y formativos, independientemente de la edad del alumnado.
        • Zonas destinadas a la atención directa al público.
        • Centros de atención social para menores de 18 años.
        • Centros culturales, salas de lectura, exposición, bibliotecas, conferencias y museos.
        • Salas de fiesta o de uso público en general durante el horario o intervalo temporal en el que se permita la entrada a menores de 18 años.
        • Áreas o establecimientos donde se elaboren, transformen, preparen, degusten o vendan alimentos.
        • Ascensores y elevadores, cabinas telefónicas, cajeros automáticos y otros espacios de uso público de reducido tamaño (menores de 5 m2).
        • Vehículos o medios de transporte colectivo urbano e interurbano, vehículos de transporte de empresa, taxis, ambulancias, funiculares y teleféricos.
        • Aeronaves con origen y destino en territorio nacional y en todos los vuelos de compañías aéreas españolas, incluidos aquellos compartidos con vuelos de compañías extranjeras.
        • Estaciones de servicio y similares.
        • En cualquier otro lugar en el que, por mandato de esta Ley o de otra norma o por decisión de su titular, se prohíba fumar.

        La ley prohíbe fumar excepto en los espacios al aire libre (Art.7) en:

        • Centros de trabajo públicos y privados.
        • Instalaciones deportivas y lugares donde se desarrollen espectáculos públicos.
        • Centros comerciales, incluyendo grandes superficies y galerías.
        • Centros de ocio o esparcimiento en los que se permita la entrada a menores de 18 años.
        • Todos los espacios del transporte suburbano (vagones, andenes, pasillos, escaleras, estaciones, etc.).
        • Medios de transportes ferroviarios y marítimos.

        La ley obliga a colocar en la entrada de los centros o dependencias en los que existe prohibición legal de fumar, en lugar visible, carteles que anuncien la prohibición del consumo de tabaco (DA Tercera).

        La ley permite la habilitación de zonas para fumadores (Art. 8.1) en:

        • Centros de atención social.
        • Hoteles, hostales y establecimientos análogos.
        • Bares, restaurantes y demás establecimientos de restauración cerrados con una superficie útil destinada a clientes o visitantes igual o superior a 100 m2 , salvo que se hallen ubicados en el interior de centros o dependencias en los que se prohíba fumar.
        • Salas de fiesta, establecimientos de juego o de uso público en general, durante el horario o intervalo temporal en el que no se permita la entrada a menores de 18 años.
        • Salas de teatro, cine y otros espectáculos públicos que se realicen en espacios cerrados, salvo en las salas de representación y proyección.
        • Aeropuertos.
        • Estaciones de autobuses y de transporte marítimo y ferroviario.
        • En cualquier otro lugar en el que, sin existir prohibición de fumar, su titular así lo decida o lo permita la normativa de las Comunidades Autónomas.

        La ley exige requisitos para la habilitación de zonas para fumadores (Art. 8.2):

        • Superficie inferior al 10% de la total destinada a clientes o visitantes del centro o establecimiento.
        • Señalización adecuada (ver la Orden de 29 de diciembre de 2005 de la Consejería de Sanidad sobre carteles informativos, publicada en el DOE del 31) y situada de forma visible.
        • Separación física del resto de las dependencias y completa compartimentación.
        • Dotación de sistemas de ventilación independientes o de dispositivos o mecanismos que permitan garantizar la eliminación de humos.
        • Colocación en la entrada y en lugar visible de carteles que anuncien los lugares en los que se encuentran las zonas habilitadas para fumar. (D.A. Tercera).

        La ley establece límites a las zonas para fumadores (Art. 8.2) en:

        • No podrán entrar los menores de 16 años.
        • No podrán ser zonas de paso obligado de clientes no fumadores.
        • No podrán superar los 300 m2.
        • No podrá excederse para la habilitación el plazo que otorga: OCHO MESES, contados desde 1 de enero de 2006.
      4. Limitaciones de la publicidad, la promoción y el patrocinio (Art. 9.1):La ley prohíbe el patrocinio de los productos del tabaco, así como toda clase de publicidad y promoción de los mismos en todos los medios y soportes, incluidas las máquinas expendedoras y los servicios de la sociedad de la información, con las siguientes excepciones:
        • Las publicaciones y presentaciones de productos del tabaco destinadas exclusivamente a los profesionales del sector.
        • La promoción de productos del tabaco en expendedurías de tabaco y timbre del Estado, siempre que: ni tenga como destinatarios a los menores de edad; ni impliquen la distribución gratuita de tabaco o de bienes y servicios relacionados exclusivamente con productos del tabaco, o con el hábito de fumar; ni lleven aparejados nombres, marcas símbolos o cualesquiera otros signos distintivos que sean utilizados para los productos del tabaco.
        • Las publicaciones que contengan publicidad de productos del tabaco, editadas e impresas fuera de la Unión Europea, siempre que: no estén destinadas principalmente al mercado comunitario, ni dirigidas principalmente a los menores de edad.
      5. Prohibiciones a la distribución y a las actividades de promoción (Art. 9.2):

    La ley prohíbe la

    distribución gratuita o promocional de productos, bienes o servicios y cualquier actividad cuyo fin, directo o indirecto, principal o secundario, sea la promoción de un producto del tabaco.
    La ley regula el ejercicio, tanto individual como colectivo, de la acción de cesación cuando se vulnere esta prohibición (Art. 23.2 y 3.).
     
     
     
     

     

     

      1. Prohibiciones al uso de signos distintivos (Art. 10):

    La ley prohíbe el empleo de nombres, marcas, símbolos o cualesquiera otros signos distintivos que sean utilizados para identificar en el tráfico productos del tabaco y, simultáneamente, otros bienes o servicios y sean comercializados u ofrecidos por una misma empresa o grupo de empresas.

  2. Régimen sancionadorLa ley regula:El ejercicio de la potestad sancionadora, que se ajustará a lo previsto en la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común y en la Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad (Art. 18.1).La posibilidad de adopción, en los procedimientos sancionadores por infracciones graves o muy graves, de medidas provisionales (como la suspensión temporal de la actividad, el cierre provisional del establecimiento, la incautación de los productos del tabaco, etc.) que, en casos de urgencia, podrán ser acordadas antes de la iniciación del expediente sancionador (Art. 18.2)La prescripción de las infracciones y las sanciones.Los sujetos responsables de las diferentes infracciones tipificadas (Art. 21).Las competencias de inspección y sanción de la Administración General del Estado y de las Comunidades Autónomas, sin perjuicio de las competencias sancionadoras que corresponden al Comisionado de Tabaco.El ejercicio de acciones individuales y colectivas (Art. 23).
    1. Infracciones (Art. 19)
      1. La ley califica como infracción leve (Art. 19.2):
        • Fumar en los lugares en que exista prohibición total o fuera de las zonas habilitadas al efecto.
        • No tener o no exponer en lugar visible los carteles que informen de la prohibición de venta a menores de 18 años y adviertan sobre los perjuicios del tabaco para la salud en los establecimientos en los que esté autorizada la venta.
        • Tener en servicio máquinas expendedoras que no dispongan de la preceptiva advertencia sanitaria o no cumplan con las características legalmente establecidas.
        • No informar en la entrada de los establecimientos de la prohibición o no de fumar, así como de la existencia de zonas habilitadas para fumadores y no fumadores o no cumplir el resto de obligaciones formales que impone la ley.
        • No señalizar debidamente las zonas habilitadas para fumar.
        • La venta o comercialización de productos del tabaco por personas menores.
      2. La ley califica como infracción grave (Art. 19.3):
        • Habilitar zonas para fumar en establecimientos y lugares donde no esté permitida su habilitación o que aquellas no reúnan los requisitos de separación de otras zonas, ventilación y superficie legalmente exigidas.
        • Permitir fumar en los lugares en que exista prohibición total, o fuera de las zonas habilitadas al efecto.
        • La acumulación de tres infracciones de las previstas en el apartado 2.a) del artículo 19 de la Ley.
        • La comercialización, venta y suministro de cigarrillos y cigarritos no provistos de capa natural en unidades de empaquetamiento de venta inferior a 20 unidades, así como por unidades individuales.
        • La venta y suministro de cigarros y cigarritos provistos de capa natural por unidades en aquellos lugares en los que ello no esté permitido.
        • La entrega o distribución de muestras de cualquier producto del tabaco, sean o no gratuitas.
        • La instalación o emplazamiento de máquinas expendedoras de labores de tabaco en lugares expresamente prohibidos.
        • El suministro o dispensación a través de máquinas expendedoras de tabaco de productos distintos al tabaco.
        • La venta y suministro de productos del tabaco mediante la venta a distancia o procedimientos similares, excepto la venta a través de máquinas expendedoras.
        • La distribución gratuita o promocional, fuera de la red de expendedurías de tabaco y timbre del Estado, de productos, bienes o servicios con la finalidad o efecto directo o indirecto de promocionar un producto del tabaco.
        • La venta de productos del tabaco con descuento.
        • La venta o entrega a menores de 18 años de productos del tabaco o de productos que imiten productos del tabaco e induzcan a fumar, así como de dulces, refrigerios, juguetes y otros objetos que tengan forma de productos del tabaco y puedan resultar atractivos para los menores.
        • Permitir a los menores de 18 años el uso de máquinas expendedoras de productos del tabaco.
        • Que las máquinas expendedoras no dispongan del mecanismo adecuado de activación o puesta en marcha por el titular del establecimiento.
        • La distribución gratuita o promocional de productos, bienes o servicios con la finalidad o efecto directo o indirecto de promocionar un producto del tabaco a menores de 18 años.
        • La comercialización de bienes o servicios utilizando nombres, marcas, símbolos u otros signos distintivos ya utilizados para un producto del tabaco en condiciones distintas de las permitidas en el artículo 10 y en la disposición transitoria segunda.
        • La comercialización de productos del tabaco utilizando el nombre, la marca, el símbolo o cualquier otro signo distintivo de cualquier otro bien o servicio en condiciones distintas de las permitidas en esta Ley.
        • La venta, cesión o suministro de productos del tabaco incumpliendo las demás prohibiciones o limitaciones establecidas en esta Ley.
        • La distribución gratuita en las expendedurías de tabaco y timbre del Estado de bienes y servicios relacionados exclusivamente con productos del tabaco o con el hábito de fumar o que lleven aparejados nombres, marcas, símbolos o cualesquiera otros signos distintivos que sean utilizados para los productos del tabaco.
      3. La ley considera infracción muy grave (Art. 19.4):
        • La publicidad, promoción y patrocinio de los productos del tabaco en todos los medios, incluidos los servicios de la sociedad de la información, salvo los supuestos previstos en el artículo 9.1
    2. Sanciones (Art. 20)
      1. ImporteLas infracciones leves previstas en el artículo 19.2.a) serán sancionadas con multa de hasta 30 euros si la conducta infractora se realiza de forma aislada, y con multa de 30 hasta 600 euros en los demás casos; las graves, con multa desde 601 euros hasta 10.000 euros, y las muy graves, desde 10.001 euros hasta 600.000 euros.Las cuantías de las multas serán revisadas y actualizadas periódicamente por el Gobierno mediante Real Decreto (Art. 20.7).
      2. Criterios de graduación:La cuantía de la sanción se graduará teniendo en cuenta el riesgo generado para la salud, la capacidad económica del infractor, la repercusión social de la infracción, el beneficio que haya reportado al infractor la conducta sancionada y la previa comisión de una o más infracciones a esta Ley:
        • Si la cuantía de la multa resulte inferior al beneficio obtenido por la comisión de la infracción, la sanción será aumentada hasta el doble del importe en que se haya beneficiado el infractor.
        • Si un mismo hecho u omisión fuera constitutivo de dos o más infracciones, tipificadas en ésta u otras Leyes, se tomará en consideración únicamente aquella que comporte la mayor sanción.
      3. GradosLas sanciones se graduarán, dentro de cada categoría, en tres grados: mínimo, medio y máximo:
        • Se impondrán en grado máximo las sanciones por hechos cuyo perjudicado o sujeto pasivo sea un menor de edad y las que se impongan en los casos en los que la conducta infractora se realice con habitualidad o de forma continuada, salvo que la habitualidad o continuidad formen parte del tipo de la infracción.
        • Se impondrán en grado mínimo cuando se cometan por un menor de edad, sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 21.8.
      4. AbstenciónSi, a juicio de la Administración, la infracción pudiera ser constitutiva de delito o falta, el órgano administrativo dará traslado al Ministerio Fiscal y se abstendrá de proseguir el procedimiento sancionador mientras la autoridad judicial no se haya pronunciado. La sanción penal excluirá la imposición de la administrativa.
      5. Concurrencia de sancionesLa exigencia de responsabilidades administrativas será compatible con las civiles o de otro orden que pudieran concurrir.
    3. Personas responsables (Art. 21)
      1. Criterios generales de responsabilidad:La ley establece los siguientes criterios generales de responsabilidad:
        • De las diferentes infracciones será responsable su autor, entendiendo por tal la persona física o jurídica que cometa los hechos tipificados como tales.
        • En el caso de las infracciones tipificadas en el artículo 19.2.b), d), e) y f) y 19.3.a), serán responsables los titulares de los establecimientos en los que se cometa la infracción.
        • De las infracciones tipificadas en el artículo 19.2.c) y 19.3.n) responderán solidariamente el fabricante, el importador, en su caso, el distribuidor y el explotador de la máquina.
        • De las infracciones tipificadas en el artículo 19.3.g) y h) será responsable el explotador de la máquina.
        • En el caso del artículo 19 apartados 3. b), 3. l) (en el supuesto de venta de productos del tabaco a menores de 18 años) y 3. m), responderá el titular del local, centro o establecimiento en el que se cometa la infracción o, en su defecto, el empleado de aquel que estuviese a cargo del establecimiento o centro en el momento de cometerse la infracción.
        • En el caso de la infracción tipificada en el artículo 19.3.l) de entrega a personas menores de 18 años de productos del tabaco, será responsable quien hubiera realizado la entrega al menor.
        • En el caso de infracciones en materia de publicidad, será considerado responsable solidario, además de la empresa publicitaria, el beneficiario de la publicidad, entendiendo por tal al titular de la marca o producto anunciado, así como el titular del establecimiento o espacio en el que se emite el anuncio.
      2. Responsabilidad de menoresLa ley establece los siguientes criterios específicos respecto a la responsabilidad de menores:Cuando sea declarada la responsabilidad de lo hechos cometidos por un menor, responderán solidariamente con él sus padres, tutores, acogedores y guardadores legales o de hecho por este orden, en razón al incumplimiento de la obligación impuesta a éstos que conlleva un deber de prevenir la infracción administrativa que se impute a los menores. La responsabilidad solidaria vendrá referida a la pecuniaria derivada de la multa impuesta.
  3. Entrada en vigorLa ley ha entrado en vigor el 1 de enero de 2006, excepto los aspectos relativos a publicidad y patrocinio, que comenzaron a aplicarse el mismo día de su publicación en el BOE.

Información obtenida de:

Cámara Oficial de Comercio e Industria de Cáceres. ESPAÑA

4 comments - What do you think?  Posted by Staff - 15 Marzo 2013 at 16:55

Categories:   Tags: , , ,

Ley ‘antitabaco’ española

ATENCIÓN: Este artículo hace referencia a la Ley 42/2010, de 30 de diciembre, por la que se modifica la Ley 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco, puesta en marcha en el año 2011. Al ser una modificación de la ley que entró en vigor en 2006, se hacen constantes referencias a ésta última, por lo que para tu comodidad, hemos mantenido publicado un artículo con toda la información de la ley 28/2005. [accede…]

Texto íntegro - Ley 42/2010, de 30 de diciembre, por la que se modifica la Ley 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco.

Texto íntegro – Ley 42/2010, de 30 de diciembre, por la que se modifica la Ley 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco.

Desde el pasado 1 de enero de 2006, en España no se había producido ningún avance legislativo en materia de tabaquismo. En cambio, durante el año 2010, el Gobierno del Estado Español promovió una modificación de la ley 28/2005, de 26 de diciembre en la que se regulaba el consumo, venta y publicidad de este tóxico.
El fruto de esa mejora legislativa propuesta se refleja en la Ley 42/2010, de 30 de diciembre, por la que se modifica la Ley 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco, que actualmente está en vigor y que aquí te detallamos.
Si no deseas leer un resumen con las modificaciones más importantes que se le han aplicado a la ley 28/2005 y necesitas comprobar la normativa con más profundidad, puedes leer el documento completo con el texto íntegro de la Ley pinchando en la imagen del recuadro.

Señalización que regula esta normativa

Puedes consultar, descargarte o imprimir todos los carteles oficiales desarrollados por el Gobierno Central y las distintas Comunidades Autónomas en la siguiente sección de eltabacoapesta.com [accede…].

Contenido de la modificación

La modificación establece una serie de medidas complementarias a las determinadas por la Ley 28/2005. En primer lugar y como novedad se incluyen las siguientes definiciones en el artículo 2:

  • Espacios de uso público: lugares accesibles al público en general o lugares de uso colectivo, con independencia de su titularidad pública o privada
  • Espacio al aire libre en el ámbito de la hostelería: todo espacio no cubierto o todo espacio que estando cubierto esté rodeado lateralmente por un máximo de dos paredes, muros o paramentos

Las medidas más destacables se resumen en el siguiente cuadro y a continuación se desarrollan las directrices de la ley:

  1. SERAN LUGARES LIBRES DE LA CONTAMINACIÓN DEL HUMO DEL TABACO:
    Todos los bares, restaurantes y otros centros de hostelería, centros de ocio o esparcimiento, salas de fiesta y establecimientos de juego, estaciones de autobuses, estaciones ferroviarias y marítimas, puertos, aeropuertos, salas de teatro, cine y otros espectáculos públicos, recintos de parques infantiles y áreas o zonas de juego para la infancia, incluido los que estén al aire libre y todos los demás espacios cerrados de uso público o colectivo
  2. SE ESTABLECE LA POSIBILIDAD DE HABILITAR ZONAS DE FUMADORES CUMPLIENDO ESPECIFICACIONES CONCRETAS Y SOLO PARA USO DE CLIENTES, INTERNOS Y RESIDENTES:
    En hoteles, establecimientos penitenciarios, centros psiquiátricos y residencias de mayores.
  3. SE PROHIBE QUE APAREZCAN PERSONAS FUMANDO:
    En programas de televisión, incluidos los invitados, así como en los servicios de la sociedad de la información, y mostrar o mencionar marcas, logotipos o nombres comerciales.
  4. SE AUTORIZA LA UBICACIÓN DE MAQUINAS EXPENDEDORAS DE PRODUCTOS DEL TABACO:
    Se autoriza la ubicación de máquinas expendedoras de productos del tabaco en tiendas de conveniencia situadas en estaciones de servicio, así como la venta manual de cigarros y cigarritos en locales con autorización.
  5. SE ESTABLECEN MEDIDAS RELACIONADAS CON:
    Desigualdades, planes de prevención, en especial a menores, junto con programas y tratamientos de deshabituación.
  6. INFORME DE EVALUACIÓN DEL IMPACTO EN SALUD
    El Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad remitirá a las Cortes Generales, con carácter bienal y durante los cuatro años siguientes a la entrada en vigor de la Ley, un informe de evaluación del impacto de esta modificación sobre la salud pública.
Medidas incluidas en la ley de acuerdo a sus directrices principales:
  • Elevar el nivel de protección frente al humo del tabaco (artículos 7 y 8 de la Ley 28/2005): Bajo esta premisa, podemos resumir las modificaciones introducidas en los siguientes puntos:
    • Se prohíbe fumar en todos los espacios cerrados públicos y de uso colectivo. Bajo este epígrafe se incorporan a los anteriores espacios libres de humo, eliminando la posibilidad de mantener espacios para fumadores, los bares, restaurantes, salas de fiesta, discotecas, locales de ocio, de juego y recreativos, puertos, aeropuertos, estaciones de trenes y autobuses.
    • Se modifica la redacción relativa a la prohibición de fumar en centros sanitarios y educativos de forma que se clarifica en ambos casos la prohibición de fumar en todo el recinto, incluidos los espacios al aire libre y espacios cubiertos, a excepción de los centros universitarios en los que no está prohibido fumar en los espacios al aire libre.
    • Se regula la situación relativa a los hoteles, estableciendo la posibilidad de destinar hasta un 30% de las habitaciones para fumadores de manera permanente, siempre que estén señalizadas, separadas del resto, con ventilación independiente, se informe a los clientes por anticipado y no se permita a los trabajadores la entrada a las mimas en presencia de clientes.
    • Se modifica la redacción del texto sobre establecimientos penitenciarios para clarificar que se permite habilitar zonas separadas, señalizadas y con dispositivos de ventilación independiente para que los internos fumen, además de al aire libre.
    • Se modifica la redacción del texto sobre establecimientos psiquiátricos para clarificar que en los de media y larga estancia se permite habilitar zonas separadas, señalizadas y con dispositivos de ventilación independiente para que los pacientes fumen, además de al aire libre.
    • Se modifica la redacción del texto sobre centros residenciales de mayores para clarificar que se permite habilitar zonas separadas, señalizadas y con dispositivos de ventilación independiente para que los residentes fumen. No se permite fumar en las habitaciones.
  • Aumentar las medidas de protección de los menores:
    • Se prohíbe fumar en espacios al aire libre destinados a menores como recintos infantiles de parques y zonas de juego para la infancia.
    • Se insta a las Administraciones públicas competentes a promover las medidas necesarias para la protección de la salud y la educación de los menores, con el fin de prevenir y evitar el inicio en el consumo y de ayudar a estos en el abandono de la dependencia. A introducir contenidos orientados a la prevención y a la concienciación contra el tabaquismo en los planes formativos del profesorado. A potenciar la puesta en marcha de programas de actuación en la atención pediátrica infantil, con información específica para los padres fumadores y campañas sobre los perjuicios que la exposición al humo provoca en los menores.
  • Modificar las medidas de control de los productos y de la promoción indirecta: Se han establecidos dos medidas básicas
    • Se define claramente la prohibición de que aparezcan personas fumando en programas de televisión, incluidos los invitados, así como en los servicios de la sociedad de la información, y mostrar o mencionar marcas, logotipos o nombres comerciales
    • Se modifica la redacción actual del texto sobre ubicación de máquinas expendedoras de productos del tabaco, manteniéndose en quioscos y locales específicos de venta de prensa con acceso directo a la vía pública, y en salas de fiesta, hoteles y bares y restaurantes, y se incluyen las tiendas de conveniencia situadas en estaciones de servicio.
    • Se permite la venta manual de cigarros y cigarritos provistos de capa natural en los bares, restaurantes y demás establecimientos de restauración cerrados, que cuenten con autorización administrativa otorgada por el Comisionado para el Mercado de Tabacos.
  • Detallar medidas sanitarias relacionadas con desigualdades, planes de prevención y programas y tratamientos de deshabituación:
    • Se insta a las Administraciones públicas competentes a promover el desarrollo de programas sanitarios para la deshabituación tabáquica en la red asistencial sanitaria, en especial en la atención primaria, los programas de promoción del abandono del consumo de tabaco en instituciones docentes, centros sanitarios, centros de trabajo y entornos deportivos y de ocio.
    • Se insta al Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud a potenciar y promover la creación de unidades de deshabituación tabáquica, a definir los grupos prioritarios que resulten más vulnerables y el acceso a tratamientos de deshabituación tabáquica, cuya eficacia y coste-efectividad haya sido avalada por la evidencia científica, valorando, en su caso, su incorporación a la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud.
    • Se insta a las Administraciones públicas a atender, de manera particular, la perspectiva de género y las desigualdades sociales.
  • Modificación de infracciones y sanciones:
    • Se consideran infracciones leves:
      • Fumar en los lugares en que exista prohibición o fuera de las zonas habilitadas al efecto.
      • No informar en la entrada de los establecimientos de la prohibición de fumar o no cumplir el resto de obligaciones formales a que se refiere esta Ley.
    • Se consideran infracciones graves:
      • Habilitar zonas para fumar en establecimientos y lugares donde no esté permitida su habilitación.
      • Permitir fumar en los lugares en los que existe prohibición de hacerla.
    • Cuantías de las sanciones:
      • Se modifica el apartado sobre cuantía de las sanciones, para establecer que las relativas a fumar en los lugares donde exista prohibición serán sancionadas con multa de hasta 30 euros si la conducta infractora se realiza de forma aislada.
  • Otras disposiciones:
    • El Gobierno, mediante Real Decreto, determinará los contenidos y componentes de los productos del tabaco, en especial los elementos adictivos, así como las condiciones de etiquetado que éstos deberán cumplir.
    • En los centros o dependencias en los que existe prohibición legal de fumar deberán colocarse en su entrada, en lugar visible, carteles que anuncien la prohibición del consumo de tabaco y los lugares, en los que, en su caso, se encuentren las zonas habilitadas para fumar. Estos carteles estarán redactados en castellano y en la lengua cooficial con las exigencias requeridas por las normas autonómicas correspondientes.
    • Se dispone que lo establecido en esta Ley se entiende sin perjuicio de las demás limitaciones y prohibiciones al consumo de tabaco, contenidas en la normativa sobre prevención de riesgos laborales, cuya vigilancia y control corresponde a la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.
    • A los clubes privados de fumadores, legalmente constituidos como tales, no les será de aplicación lo dispuesto en esta Ley, relativo a la prohibición de fumar, publicidad, promoción y patrocinio, siempre que se realice en el interior de su sede social, mientras en las mismas haya presencia única y exclusivamente de personas socias.
      A los efectos de esta Disposición, para ser considerado club privado de fumadores deberá tratarse de una entidad con personalidad jurídica, carecer de ánimo de lucro y no incluir entre sus actividades u objeto social la comercialización o compraventa de cualesquiera bienes o productos consumibles. En ningún caso se permitirá la entrada de menores de edad a los clubes privados de fumadores.
    • Corresponde a las Comunidades Autónomas, en su respectivo ámbito territorial, aprobar las normas de desarrollo y ejecución de esta Ley, incluidas las características y advertencias sanitarias correspondientes.
Fundamentos de la modificación

La modificación de la Ley se inspiró en los siguientes puntos:

  1. Protección a la población del humo ambiental del tabaco.
  2. Protección a toda la población trabajadora del humo ambiental del tabaco en sus centros y lugares de trabajo.
  3. Protección a la población menor de edad del humo ambiental del tabaco.
  4. Prevención del inicio del consumo de tabaco.
  5. Facilitar la deshabituación tabáquica.
  6. Desnormalizar el consumo de tabaco en la sociedad.

Teniendo como base estos puntos, se procedió a diseñar una serie de medidas que contribuyeran a elevar la protección de la salud de toda la población, tanto en lo relativo ampliar los espacios no contaminados por humo del tabaco como a la prevención del inicio y facilidades para la deshabituación. Como parte esencial del proyecto, se procedió a evaluar el beneficio-riesgo, fundamentalmente sanitario pero también sobre los costes económicos y sociales de las medidas proyectadas. El documento de evaluación está disponible en la página Web del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad. A continuación se describe un resumen.

  1. FUNDAMENTOS SANITARIOS
    1. Enfermedades y muertes causadas por el tabaco
      • Morbi-mortalidad atribuible al consumo de tabaco
        El tabaco es la primera causa evitable de enfermedad, invalidez y muerte prematura en el mundo según la OMS, constituyendo un problema de salud pública de primera magnitud en los países desarrollados.
        En España mueren cada año alrededor de 50.000 personas por enfermedades derivadas del consumo de tabaco, una cifra mayor que el conjunto de fallecidos por accidentes de tráfico, SIDA y consumo de drogas ilegales. Una cuarta parte (26,5%) de estas muertes atribuibles al tabaco, son muertes prematuras, ocurridas antes de los 65 años. Esto equivaldría a una media diaria de 137 muertes como consecuencia del tabaco.
        El consumo de tabaco está vinculado a la aparición de unas 30 enfermedades, entre ellas 10 tipos de cáncer, y es la principal causa de más de la mitad de las enfermedades cardiovasculares.
        La lista de enfermedades a las que se asocia es interminable; así pues está ampliamente demostrado que el tabaco es responsable de más del 90% de los casos de bronquitis, del 95% de los casos de cáncer de pulmón, del 30% de todas las cardiopatías coronarias y está también asociado a la aparición de cáncer de cavidad bucal y laringe, esófago, estómago, páncreas, riñón, vejiga, cuello uterino y leucemia mieloide aguda. También está vinculado a un mayor riesgo de diabetes, depresión, adicción al alcohol y otras sustancias, mayor prevalencia de enfermedades psiquiátricas, alteraciones del gusto y el olfato, periodontitis, cataratas, infertilidad, retrasos en la concepción, partos prematuros, recién nacidos de bajo peso, adelanto de la menopausia, incremento de la osteoporosis y del riesgo de fractura de cadera.
      • Morbi-mortalidad atribuible a la exposición al humo del tabaco
        La evidencia científica ha demostrado de manera inequívoca que la exposición al humo de tabaco es causa de morbilidad, discapacidad y mortalidad, y que no hay ningún nivel de exposición seguro al HAT.
        Los datos disponibles en España para el año 2002, estimaron entre 1.228 y 3.237 las muertes atribuibles a la exposición al humo ambiental de tabaco (HAT) en no fumadores (en el trabajo y el hogar), teniendo en cuenta solo el cáncer de pulmón y las enfermedades cardiovasculares. Por lo tanto mueren por esta causa entre 3 y 9 personas diariamente.
        En el año 2002, la Agencia Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (IARC), clasificó al humo ambiental de tabaco como sustancia cancerígena para los humanos, estimando su contenido en más de 4000 sustancias químicas, de las cuales 69 son cancerígenas. Dos países europeos, Alemania y Finlandia, han clasificado el HAT como carcinógeno y han incluido en su legislación en materia de salud y seguridad laboral, la prevención de la exposición al mismo en el lugar de trabajo, al considerarlo un riesgo laboral por su naturaleza cancerígena.
        La exposición al humo ambiental de tabaco causa enfermedad cardiovascular (aumento del riesgo de enfermedad coronaria en un 25%-30%) y cáncer de pulmón (aumento del riesgo en un 24%) en adultos no fumadores. En niños, es causa de muerte súbita del lactante, infecciones respiratorias agudas (neumonías, bronquitis), otitis media, disminución de la función pulmonar y exacerbaciones del asma .
        La exposición al humo ambiental de tabaco es especialmente perjudicial en niños y en mujeres embarazadas, asociándose en estas últimas a un mayor riesgo de aborto espontáneo, complicaciones en el embarazo y recién nacidos prematuros o de bajo peso, lo que incrementa el riesgo de muerte perinatal.
    2. Influencia de las políticas de espacios libres de humo
      La disminución de la exposición a la contaminación derivada del huno del tabaco y la reducción del consumo de tabaco que se persigue con las políticas de espacios libres de humo, llevará asociada consecuentemente una importante disminución de la enorme carga de enfermedad ocasionada por el tabaco en la población. Hay efectos muy positivos de carácter inmediato como la disminución de ataques de asma que motivan demanda sanitaria urgente de niños o la disminución de episodios de cardiopatía coronaria mortales en algunos casos, ambos en personas expuestas pasivamente al tabaco; efectos a medio plazo como la disminución de morbi mortalidad por distintas enfermedades respiratorias, cardiovasculares y otras; y, finalmente, efectos a largo plazo como son la evitación de las innumerables tragedias humanas que suponen en España los cánceres de diverso tipo, particularmente el carcinoma de pulmón.
      Las políticas que impiden la contaminación por humo ambiental de tabaco sin excepciones en los lugares de trabajo (incluidos los establecimientos de hostelería) se asocian a una disminución del consumo de tabaco del 3% al 4%, así como a una reducción del número de cigarrillos en las personas que continúan fumando; sin embargo el efecto estimado sobre la prevalencia de consumo de tabaco, se reduce a la mitad cuando las políticas son parciales y tienen excepciones (disminución del 12%).
      Los estudios disponibles indican que las políticas libres de humo tienen una influencia positiva altamente significativa en los siguientes aspectos:

      • Disminución de la exposición involuntaria al humo ambiental del tabaco
      • En el consumo de tabaco en población general
      • En el consumo de tabaco en población juvenil
      • En el consumo de tabaco en trabajadores

      Se observó, por ejemplo, el impacto de la ley 28/2005 en la exposición al humo ambiental de tabaco en diversos ámbitos (hogar, trabajo, bares y restaurantes), tanto en términos de prevalencia de exposición como sobre los niveles de humo ambiental de tabaco. Los trabajos disponibles ponen de manifiesto que las reducciones más importantes se han producido en los lugares de trabajo en los que la ley impide fumar. En cambio los trabajadores de hostelería eran el único colectivo que no presentaba una reducción importante de dichos niveles y que, por tanto, los factores de riesgo no habían disminuido.
      Los datos de ventas de cigarrillos en expendedurías de la Península y Baleares, durante el periodo de 1989 a 2008, muestran dos cambios de tendencia en tres periodos diferenciados: el primero desde 1989 hasta 1996 con un descenso del 1,6% en el número de cigarrillos per cápita, el segundo desde 1996 hasta 2000 con un aumento del 4,9% anual y el tercero de 2000 hasta 2008 con una recuperación del descenso inicial del 1,6% anual. Esta tendencia no sigue un patrón homogéneo en las diferentes comunidades autónomas, así pues se observa que las regiones limítrofes con Francia y en menor medida con Portugal mantienen un gran incremento de las ventas hasta 2005 (lo que parece sugerir una mayor adquisición de tabaco por los ciudadanos de los países vecinos).
      En el año 2006, coincidiendo con la entrada en vigor de la ley se alcanzó un punto de inflexión, en el que la venta de cigarrillos comienza a descender, efecto que puede estar relacionado con las limitaciones que establece la normativa sobre la venta y el suministro de tabaco.

  2. IMPACTO ECONÓMICO
    1. Coste sanitario y empresarial
      Según la OMS, las políticas de espacios libres de humo, se asocian a importantes beneficios económicos, ya que el tabaquismo genera unos costes empresariales y sanitarios muy elevados. Estos beneficios se producen por la vía de los costes evitados:

      • Disminución de los costes sanitarios directos atribuibles a la patología asociada a la exposición al humo ambiental de tabaco
      • Aumento de la productividad en las empresas:
        • Tiempo ahorrado en los descansos para fumar
        • Disminución del absentismo laboral por patología asociada a la exposición al humo ambiental de tabaco.
      • Disminución de los costes de limpieza y mantenimiento de los edificios (lugares de trabajo).

      En España, los costes sanitarios directos de 5 enfermedades asociadas al consumo de tabaco (enfermedad coronaria, EPOC, asma, cáncer de pulmón y enfermedad cerebrovascular) ascienden a 7.695 millones de euros anuales.
      Con respecto al coste económico del tabaquismo en las empresas, el consumo de tabaco supone unos costes anuales de 8.781 millones de euros y cada trabajador que fuma en España cuesta a su empresa unos 1700 euros al año (2008). Pero además, en el sector hostelero (restaurantes y bares fundamentalmente), este coste es muy superior al de otros sectores, ya que al coste que genera el consumo de tabaco de los trabajadores, hay que sumarle el derivado del consumo de tabaco de los clientes.
      En el año 2008 el coste económico del tabaquismo en el sector hostelero, ascendió a 447,2 millones de euros, desglosado en los siguientes apartados:

      • Absentismo laboral por enfermedades relacionadas con el consumo de tabaco: 10,7 millones de euros.
      • Pérdida de productividad por el consumo de tabaco en el lugar de trabajo: 319 millones de euros.
      • Costes adicionales de limpieza, mantenimiento y conservación de instalaciones: 117,4 millones de euros.

      Usando simulaciones se estima que la aplicación de la ley supondrá, al sector hostelero, un ahorro de 90 millones de euros por los costes totales del tabaquismo (por la vía de los costes evitados) un año después de su entrada en vigor, y se prevé una disminución de estos costes con el tiempo y un ahorro mucho mayor a largo plazo.
      Este modelo prevé que, paralelamente a la reducción de los costes, la legislación provocará un aumento en los ingresos del sector por el incremento en la afluencia a los locales de los no fumadores. A esto hay que añadir los importantes beneficios para la salud de los trabajadores de la hostelería y de los clientes, al quedar protegidos de la exposición al humo ambiental de tabaco.
      Por tanto, el impacto económico estimado de la nueva normativa en el ámbito de la hostelería sería globalmente positivo.

    2. Impacto económico en el sector hostelero español
      Numerosos estudios realizados en países donde las leyes de control del tabaquismo entraron en vigor antes que en España han demostrado que estas no han tenido efectos negativos sobre el sector hostelero y en algún caso el efecto ha sido positivo.
      Previamente a la adopción de la ley 28/2005 se afirmaba por parte de las asociaciones de hosteleros que la norma produciría un impacto negativo en el sector hostelero, con una caída en el número de ventas de más de 1500 millones de euros, junto con la pérdida de miles de puestos de trabajo. Tal impacto negativo no ha sido observado sino que se produjeron tendencias positivas.
      Recientes estudios muestran que cada vez es mayor el número de destinos turísticos que son elegidos por motivos de salud y seguridad sanitaria, España como país turístico debe estar entre los países que garantizan la seguridad sanitaria, la estancia saludable.
  3. ASPECTOS SOCIALES
    1. Derecho a la protección de la salud de los trabajadores de la hostelería
      Uno de los objetivos de la Ley 28/2005 fue la creación de espacios libres de humo y de ahí la prohibición total de fumar en los lugares de trabajo para proteger así la salud de los trabajadores frente al humo ambiental de tabaco. Esta ley, no consideró el sector de la hostelería y su implantación efectiva ha constatado que la mayor parte del sector se ha decantado por permitir fumar. Es por ello necesario abordar la situación de los trabajadores de este sector para que estén en situación de igualdad con el resto de los trabajadores.
    2. Derecho a la protección de la salud de los menores
      La exposición al humo de tabaco ambiental es especialmente nociva en niños y adolescentes y no contribuye al rechazo social del tabaco, aumentando así la probabilidad de que estos menores lleguen a ser futuros fumadores. Precisamente los jóvenes de 16-24 años son los más expuestos al humo ambiental del tabaco fuera del hogar y del trabajo (72,9%).
      La Conclusión del Parlamento Europeo de 26 de noviembre de 2009 sobre los entornos libres de humo, pone de manifiesto que los niños están expuestos involuntariamente al humo ambiental del tabaco en espacios cerrados y que tienen derecho a recibir protección y a no sufrir daño por hábitos que son perjudiciales para su salud cuando ellos son especialmente vulnerables a la exposición al humo ambiental de tabaco. Son razones adicionales para ampliar los espacios libres de la contaminación causada por el tabaco.
    3. Garantizar la equidad de la aplicación de la ley en todo el territorio
      La norma aprobada en 2005 ha sido desarrollada y aplicada de forma desigual en las Comunidades Autónomas. En algunas de ellas, la normativa de desarrollo no se ha correspondido fielmente con la ley estatal y el grado de implantación no se ha seguido con el rigor que hubiera sido necesario. Esta situación aconsejaba la modificación de la norma llevada a cabo facilitando así su aplicación y garantizando la igualdad en todo el territorio español. Por ello texto de la norma es ahora más claro pues no hay excepciones ni deje aspectos abiertos a la interpretación, de forma que permite una implantación homogénea en todo el territorio nacional. Los ciudadanos saben ahora con absoluta seguridad que en ningún local de hostelería se puede fumar.
Más información
Fuente

 

Texto íntegro - Documento Informativo sobre la Ley que Modifica la Ley 28/2005, de 26 de Diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco

Texto íntegro – Documento Informativo sobre la Ley que Modifica la Ley 28/2005, de 26 de Diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco

44 comments - What do you think?  Posted by Staff - at 9:31

Categories:   Tags: , , ,